Plan de Mitigación contra el fraude alimentario exigido en IFS FOOD 6.1

¿Cómo aplicar el nuevo requisito de fraude alimentario de IFS FOOD versión 6.1? ¿Sabes si tu procedimiento de fraude alimentario cumple el nuevo requisito? Según nuestra experiencia, este es el proceso para una implantación eficaz.

El nuevo requisito de Fraude Alimentario es aplicable a partir del 1 de julio de 2018 en la nueva versión IFS FOOD 6.1.

¿Qué nuevos requisitos en materia de fraude alimentario aplican en la nueva versión IFS FOOD 6.1?

El nuevo requisito incluido en la nueva norma IFS FOOD 6.1 sobre fraude alimentario incluye los siguientes epígrafes:

 

4.21 FRAUDE ALIMENTARIO
4.21.1 Se realizará un análisis de la vulnerabilidad documentado sobre todas las materias primas, ingredientes, envases y procesos subcontratados, para determinar el riesgo de actividad fraudulenta relacionada con la sustitución, mal etiquetado, adulteración o falsificación. El criterio seguido para este análisis será definido.
4.21.2 Se desarrollará e implementará un plan de medidas preventivas (mitigación) documentado en base al análisis de la vulnerabilidad, para controlar cualquier riesgo identificado. Los métodos de control y monitorización serán definidos e implementados.
4.21.3 En el caso de que se incrementen los riesgos, el análisis de la vulnerabilidad será revisado. Si el riesgo no se incrementa, el análisis de vulnerabilidad será revisado como mínimo anualmente. Los controles y requisitos de monitorización del plan de medidas preventivas (mitigación) serán revisados y ajustados cuando sea aplicable.

 

En primer lugar tenemos que considerar qué se entiende como fraude alimentario, ya que no hay una definición legal armonizada ni regulada por la legislación de la Unión Europea.

Se considerará que una empresa alimentaria ha cometido fraude alimentario cuando se pueda demostrar:

  • Incumplimiento de la legislación alimentaria.
  • Hay intención, es decir se tiene que demostrar si hay un fallo de proceso, si es contaminación cruzada, si es intencional, …
  • Ganancia económica, se tiene que cuantificar el fraude alimentario cometido.
  • Se ha producido un engaño al consumidor.

El auditor de certificación de IFS va a buscar hallazgos que evidencien el fraude alimentario de forma objetiva, analizando si:

  • ¿Ha identificado la compañía grupos de materias primas / grupos de productos susceptibles de fraude en el análisis de la vulnerabilidad?
  • Si es así, ¿cuáles han sido identificados y por qué razón?

¿Cómo realizar un buen análisis de peligro de mitigación contra el fraude alimentario?

Blog_fraude alimentario IFS FoodLas vulnerabilidades contra el fraude alimentario se pueden aplicar a las materias primas y al proceso de producción. Por lo que, el primer análisis consistirá en conocer si tienes implantado un procedimiento contra el fraude alimentario que analice un plan de mitigación contra el fraude alimentario de tus materias primas y materiales de envasado en contacto con el producto.

A modo de ejemplo, las vulnerabilidades a estudiar para materias primas pueden ser:

I) Historial de fraude.

II) Consideraciones económicas, Consideraciones geopolíticas.

III) Nivel de corrupción del país de origen.

IV) Cadena de suministro.

V) Auditorías a proveedores.

VI) Historial del proveedor.

VII) Control de calidad, métodos analíticos y especificaciones de las materias primas.

Metodología Plan de Mitigación contra el fraude alimentario

Para ello, desde nuestra experiencia te proponemos la siguiente metodología:

  • Analizar cada materia prima y por proveedor, según análisis y evaluación del riesgo con la metodología del Plan APPCC.
  • Si se fabrica un producto compuesto, se pueden agrupar las materias primas por familias o grupos.
  • Confecciona un árbol de decisiones contra el fraude alimentario.
  • Analiza también el material de envasado, según análisis y evaluación del riesgo con la metodología del Plan APPCC.

Para la Identificación del historial de fraude alimentario de cada materia prima, puedes visitar portales como RASFF, USP FOOD FRAUD DATABASE, EU FOOD FRAUD NETWORK, JRC FOOD AUTENTICYTY, FOOODALERT 2.0, FOOD SAFETY NEWS, AECOSAN, ELSEVIER SCOPUS, etc

  • Selecciona e identifica parámetros o vulnerabilidades a estudiar. A modo de ejemplo, en base a dos parámetros como Probabilidad materia prima según el lugar origen y según tipo de materia prima, y determinación del efecto o gravedad según impacto económico e impacto en seguridad alimentaria.
  • Crear una matriz de puntuaciones de probabilidad y efecto, igual que se realiza para el Plan APPCC.
  • Evaluar los resultados del análisis.
  • Determinar las medidas preventivas para mitigación del fraude.

Un ejemplo habitual y actual en materia de fraude alimentario, es la identificación, por parte de los organismos oficiales, de etiquetas de productos alimenticios fraudulentos.

Nuestro consejo es que, si eres una empresa alimentaria, cada materia prima que compres y a la hora de etiquetar tus productos fabricados, debes aplicar la máxima: “El etiquetado de un producto alimenticio solo debe indicar aquello que como industria puedas demostrar”.

Si precisas ayuda, no dudes en contactar con Ifyda Consultores, te brindamos nuestra experiencia como auditores de tercera parte de IFS FOOD, norma de Seguridad Alimentaria.